Más detalles sobre el Castigo del Penitente de las Sororitas

El Castigo del Penitente es una de las miniaturas más icónicas de las Hermanas de Batalla. Hoy conocemos más sobre la miniatura y también una nueva ilustración.

La miniatura mezcla la estética de un instrumento de tortura de hierro e incluso madera sobre un andador de estructura más minimalista. Como el Penitente que lo lleva va a morir con seguridad, no hay mucho más adorno que el símbolo superior de la Eclesiarquía.

 

Claramente el Penitente no lo está pasando bien ahí subido, por lo que se nota en sus manos y su rostro. Su cuerpo y ropa indican que ya ha pasado un tiempo encarcelado, y por fin ha llegado el momento de su ejecución en batalla. El visor que cubre sus ojos también sirve para sobreestimularlo con drogas directas hacia su espina dorsal. De su cuello cuelga su número de penitente. No hay cerradura ni llave para su collar, porque una vez se cierra ya no hay vuelta atrás.

 

Y aunque para poder producir Castigos del Penitente en cantidades industriales hay que abaratar costes, su armamento es algo más avanzado que las sierras y lanzallamas de los Orkos. Un poco más. Sin pasarse.

Los tendremos entre nosotros en noviembre. Mientras tanto, toca esperar un poco más…

Previous Pídele regalos al Gran Gretchin Rojo de Gorkamorka
Next Corregidas algunas FAQs como la de los Vindicators de los Ángeles Oscuros