in

Análisis Necromunda Hired Gun

Análisis fresquito de Necromunda Hired Gun, donde os contamos cómo es, de qué va, y más o menos estimamos en toneladas la cantidad de balas que vais a ver por minuto.

Aquí Byor de nuevo a los mandos, le hemos dicho a Xandre que va a salir Fulgrim y está por ahí flipándose, montándose sus películas y despistado total, así que hay vía libre para hacer todo tipo de cosas cafres en esta página. Hoy llega el turno de un juego al que le teníamos muchas ganas, Necromunda Hired Gun. Lo hemos jugado, nos lo hemos pasado, y os contamos cómo ha ido.

A partir de aquí, todo culos, pero de ceniza

¿Y de qué va esto?

En el juego encarnas a un cazarrecompensas que se mete en una misión que sale mal, es salvado por Kal Jerico, y tras llenarte de implantes salvan tu vida, y te embarcas en una vorágine de tiros y guerras de bandas, siempre con la intención de ir tras Silver Talon, tu objetivo. No quiero entrar muy en detalle, porque aunque la historia no es el punto fuerte de este juego, al menos es mejor descubrirla por uno mismo.

Curiosamente, no tenemos por qué ser el cazarrecompensas que hemos visto a lo largo de todas los avances del juego, y tenemos muchos aspectos a elegir, aunque más allá de las cinemáticas no vas a verte, por lo que tu aspecto poco importa.

La pantalla de elección de personaje

Durante el juego iremos encontrándonos a personajes variopintos típicos de Necromunda, especialmente en Martyr’s End, el lugar que nos sirve de cuartel general. Y por las calles maravillosas que evocan totalmente lo que debería ser la enorme colmena que es Necromunda, nos encontraremos diferentes enemigos que podríamos encontrar también en las mesas, como pandilleras Escher, los brutales Goliath, los guerreros Orlocks, hay también Agentes Palanitas, Ogretes de dos tipos, Ambots y para mi sorpresa, Genestealers y pandilleros infectados por estos.

¡¡Hay pikorsito!!

Y poco más, aunque curiosamente los escenarios no se hacen repetitivos para nada, al haber mucha variedad y cuidado en los mismos, rápidamente la variedad de enemigos se hace escasa, y echo de menos presencia al menos del resto de bandas icónicas de Necromunda, que más allá que alguna mención en la historia o en el escenario, brillan por su ausencia. Una pena.

Aquí hubo Van Saar, pero ya no

¿Y a esto cómo se juega?

Necromunda Hired Gun es un juego super frenético, en el cual los enemigos te van a venir en masa, y según avances serán más y más fuertes los enemigos que te vengan. Es un juego muy parecido a los Doom actuales, salvo algunos momentos no está hecho para que te andes con sutilezas, y es que al igual que pasaba en el Space Marine, en este juego tus enemigos son tus botiquines, y mientras les estés ejecutando y dando tiros críticos (fundamentalmente en en la cabeza), te irás curando al mismo ritmo que te hacen daño.

Deberás moverte sin parar, sin decorarte demasiado en algunas zonas, pues el spawn excesivo e infinito de enemigos hará que tarde o temprano te sobrepasen. Hay que moverse, y hay que moverse muy rápido, dando dobles saltos, dashes, corriendo por las paredes, lanzando un garfio, y ese tipo de cosas. Es un juego muy ágil, y pronto descubrirás que es mejor un cargador abundante y un arma rápida que bastantes de las armas que el juego ofrece, como pistolas. De hecho, prácticamente me he pasado el juego con el primer rifle automático que me han dado, mejorándolo un poco, pero quedándome en ese tipo de arma.

Para ayudar en la escalada de poder de los enemigos, gracias al médico renegado, previo pago, tus implantes irán mejorando y ampliándose, haciendo que consigas habilidades fundamentales y mejorando tus capacidades. Mención especial a la mejora de combate cuerpo a cuerpo, que te convierte en una maquina trinchadora de masas. Cuando se te complica la cosa, nada como el enfoque Orko.

Te va a faltar dinero para invertir en ti y acabar MAMADÍSIM@

Y no nos olvidemos del Mastín que te acompaña, que puedes invocar cada poco. Al principio será poco más que una distracción, pero cuanto más lo mejores, más letal será. Fundamental cuando los enemigos empantanen en demasía, cosa que pasa con frecuencia. Desgraciadamente cuanto más lo mejores más asco dará el pobre, que será más máquina que perro.

Gran animal, mejor compañero, tremendo maquinote

El juego está compuesto de trece misiones de historia, que te llevarán entre veinte y treinta minutos cada una. Yo me lo he pasado en nueve horas, y eso hace que se me antoje un poco corto. Hay adicionalmente unas misiones secundarias, cuyo único fin es ganar dinero y mejorar tu relación con facciones, pero esto último no parece tener propósito, más allá que el molar.

Aquí sí que han metido facciones y sí claramente he hecho alguna para el Culto Genestealer, cero sorpresas aquí ya sabéis de qué pie cojeo.

¿Pero entonces, merece la pena o no?

Antes de dejar mi culo, como nos han dado varias claves y si te dan claves hay que currar, os dejo las opiniones de Logan y Patryn:

Logan

Ha sido sorprendente poder jugar a un videojuego de 2021 en un PC con muchos componentes del año 2010. El estilo del juego y los gráficos en baja calidad te hacen pensar que has vuelto a instalar el Unreal Tournament 3. Y, al igual que esos clásicos, el juego es muy divertido y frenético. Pero hay un par de detalles que me han sacado un poco del tono general.

El primero es la IA. Cuando les das la espalda van a por ti y si les apuntas se esconden o empiezan a esquivar, pero sólo a cierta distancia. Con una buena mira y un rifle láser sobrecargado he podido hacer secciones enteras como un francotirador, gracias a las alturas que uno puede llegar a alcanzar saltando. El otro, los “bosses” que me han dejado un poco indiferente. Apenas eran más que otro npc pero con mucha vida, lo que le quita epicidad a los enfrentamientos.

Patryn

Hay varias cosas que destacan de este juego, el primero de ellos, es el cariño mostrado para los fans de Warhammer 40K, con escenarios que te meten de pleno en el mundillo de Necromunda. Byor disfrutó como un enano al detectar la primera noción a los cultos genestealers, en mi caso fue un cartel de se busca “vivo” junto a la tabernera (de nuestro “simpático” Cypher), aunque por supuesto no nos dicen su nombre, ni quién le busca… pero la imagen es inequívoca. Ahí está el guiño y a mí me encantó.

Es sin duda un juego frenético en el que la propia velocidad del personaje y sus opciones de movimiento te empuja a ir hacia adelante a todo trapo, sin dejar de disparar armas completamente personalizables y sin miedo de rematar en cuerpo a cuerpo.

Pero hay varios puntos negativos, el primero lo encuentro en la IA de largo alcance. He eliminado enemigos a medio metro y mirándose entre ellos, sin que se inmutasen, pudiendo eliminar al siguiente sin reacción alguna. Y por otro lado, he tenido enemigos que simplemente con apuntarles (en sigilo) han empezado a dispararme como locos, cuando era impensable que me vieran.

Otro punto negativo son los bugs que de momento tiene, en mi caso, el juego me ha sacado al escritorio en dos ocasiones y también me he quedado bloqueado por intentar explorar buscando cofres (me agaché para entrar a sitios, y luego no podía salir de allí), pero lo que me ha dado mas rabia es que la imagen de las armas desaparecía de mi pantalla en los menús, teniendo que seleccionar campos vacíos para poder mejorar o llevar las armas, una pena porque la personalización mola mucho (cambia la imagen del arma, y también el diseño en tus manos), pero esto le quitaba completamente la gracia.

Pilla a Cypher vivo si te atreves, campeón

Pues, ahí lo tenéis, coincido punto por punto con lo que dicen, y yo también he tenido crasheos, y he tenido que cerrar en puntos de atranque. A esto le añado un «bug» divertido, y es que el Ambot tiene una habilidad para enterrarse y aparecer en otros lugares, que puede hacer en cualquier sitio, como en una barandilla de un tren que va a toda pastilla, o incluso encima de un camión. Una maravilla los Ambots.

Dicho esto, ¿el juego merece la pena? Como shooter no aporta nada nuevo al género, pero es un juego hecho con cariño, que todo fan de Necromunda disfrutará sin duda. ¿Eres uno de estos? Pues pasa por caja que te lo vas a pasar bien. Además los desarrolladores hacen por corregir los fallos, a día de hoy ha salido ya un parche que arregla problemas variados. Un multijugador le daría mucha vida, e incluso que las misiones secundarias tuviesen un poco más de trascendencia. Quién sabe, quizá en alguna futura expansión.

Es que no tuve ni que pensar en qué personaje elegir, ya se eligió ella a sí misma o me partía el brazo…

Este análisis ha sido realizado por Byor (@ArisGP), con aportación de Logan y Patryn, con unas claves de Steam que nos cedió Focus Home Interactive y Sandbox Strategies

Disponible en PC. PlayStation 4, Xbox One, PlayStation 5, Xbox Series X y Series S.

Podcast 224: El juego competitivo tras el Chapter Approved 2021

Adelanto de reglas de los Fantasmas de Gaunt